‘Still curling to me’

Las voces, a veces, se atragantan en los lirios. Sus ojos caídos nunca dicen nada. Solo buscan no encontrarme en ninguna parte, solo buscan apartarse de mi quizá triste mirada. Vuelvo, vuelvo otra vez. Todo me es insuficiente. Amor mío, dime de qué me rompo. El bucle sin final en mi cabeza me repite una y otra vez las mismas cosas, que son curiosamente contrarias. Que viva, que muera. Que luche, que abandone. Que ame, que olvide. Que intente, que deje.  Eres tú, en toda tu inexistencia quién más existe en mi interior. Apartándome del foco, tú, querido fantasma que nunca nació. Tú, muerte apacible en la orilla del mar. Abro los ojos y quizás los cierre. Dime, muerte estúpida, cuando te diste cuenta de que nada de esto tenía sentido. Mientras sienta la sangre discurrir en mis sienes nunca será suficiente.  Hay demasiadas cosas por las que tener los ojos abiertos.

?/11/14

 

                             Cae la noche y cae el olvido

                                                       en la perfecta curva de tu ausencia.

23/1/16

 

Pasa el tiempo cambiándolo todo

las viejas heridas siguen sangrando.

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s